El coste de oportunidad

El viernes pasado me llamaron por teléfono para ofrecerme un puesto de trabajo en un ayuntamiento de un pueblo cercano. La oferta era de 3 meses y el sueldo no era nada despreciable, unos 1.200 € mensuales a los que habría que restarle unos 200 de gasolina más o menos por trabajar de 9 a 3, un horario de mañana típico.

Estuve un tiempo pensando si aceptar o no, ya que me dijeron que debería ir el lunes para que me vieran, firmar y demás. De hecho, el fin de semana me lo he pasado dándole vueltas al asunto.

He contestado que no quiero el puesto.

¿El motivo? El coste de oportunidad que tiene aceptar ese trabajo. Voy a explicarte qué es y en qué me he basado para rechazarla, ya que más allá de que sea una experiencia personal mía puede servirte para tener una idea más clara de cómo decidir entre dos caminos cuando te encuentres ante esta situación.

caminos

Qué es el coste de oportunidad

Utilizaré el ejemplo económico, ya que es de la economía de donde procede este término. Imagina que tienes 5.000 € en tu mano, ¿qué puedes hacer con ellos?

  • Guardarlos debajo del colchón
  • Meterlos en un banco y que te den intereses (con ese dinero más bien pocos)
  • Invertir en varias startups emergentes que necesitan algo de financiación
  • Crear un negocio propio
  • Gastar el dinero en formación
  • Lo que se te ocurra o una mezcla de lo anterior

El coste de oportunidad es, sin entrar en mucha definición técnica, lo que vas a perder si eliges una de las opciones. Es decir, todo lo que no vas a conseguir por haber tomado la decisión de hacer una de esas cosas con los 5.000 €.

Por ejemplo, si decides guardarlos debajo del colchón… ¿qué estás generando? Nada. Estás perdiendo dinero. Podrías ganar intereses metiéndolo en el banco, ganar dinero a largo plazo con una inversión o negocio propio o incluso tirar dinero porque con dicha formación podrías dar servicios que te reembolsarían mucho más de lo que gastarías.

No quiero decir que no haya que ahorrar, siempre hay que tener un porcentaje del dinero que se gana ahorrado, pero si no inviertes nada el coste de oportunidad crece y realmente ese dinero que tienes guardado irá perdiendo valor poco a poco. Piensa que los precios suben, y sino mira cuantas veces se dice la palabra inflación en las noticias.

Por qué he rechazado el trabajo

Ahora que ya sabemos qué es el coste de oportunidad, adaptémoslo a mi caso. Tengo dos opciones:

  • Aceptar el trabajo y dedicar unas 8 horas de mi día a día a ese trabajo (6 horas de trabajo + 2 en coche) además de seguir con mis servicios actuales
  • No aceptarlo y seguir trabajando por mi cuenta

¿Por qué elijo la segunda? Porque el coste de oportunidad de elegir trabajar, más allá de ganar los 1.000 euros mensuales, para mí es muy alto. Esas 8 horas significan no poder seguir atendiendo nuevos clientes, no poder seguir formándome y no poder seguir evolucionando a partir de este blog. Para mí eso es un paso atrás.

Aunque parezca que he perdido dinero, ¿realmente lo he hecho? Un trabajo de tres meses que me generaría unos 3.000 € sin posibilidad a generar nada más de él, no me parece que tenga comparación a seguir trabajando mi marca personal, aumentando mi cartera de clientes y pudiendo estar al día para no quedarme atrás en todo lo relacionado con el marketing digital. ¿Cuánto vale todo eso?

Podría hacer ambas cosas a la vez, probablemente. Pero entonces tendría que trabajar 16 horas al día y vivir despertándome, yendo a trabajar, comiendo, volviendo a trabajar, cenando y a dormir durante tres meses. Eso provoca desgaste y la calidad del trabajo bajaría sí o sí, cosa que no quiero que pase.

En definitiva, he rechazado el trabajo porque para mí el tiempo vale dinero y lo que me iban a dar por esas horas de trabajo para mí no compensa con lo que yo puedo generar por mí mismo en ese mismo tiempo.

reloj

El precio del tiempo

Que el tiempo vale dinero es algo de lo que no te das cuenta hasta que te faltan las horas en el día. Cuando antes tenías tiempo para investigar cómo se hacía esto o aquello buscando a través de blogs o probando todo tipo de cosas para acabar dando con la tecla, no hay problema. El problema viene cuando se te empiezan a restar horas del reloj y te das cuenta de que el tiempo que has echado en eso lo podrías haber echado en trabajar y generar beneficio.

Por ello, desde que empecé a generar algunos ingresos con este blog decidí reinvertirlos en formación y en herramientas que puedan facilitarme el día a día y sumar tiempo que empiezo a no tener. Al igual que el dinero, el tiempo que eches en una actividad es tiempo que estás perdiendo para otra. Os pondré un ejemplo.

Me encanta estar al día en todo lo relacionado con el marketing online, pero no quiero estar saltando de blog en blog a diario más allá de los que ya leo y me gustan. Quería dar un paso más en mi formación relacionada con este tema, pues para todo lo que yo hago me parece esencial tener todo el conocimiento posible sobre SEO, Social Media, marketing de contenidos, etc.

¿Qué hice? Me apunté a Wontalia. Desde que me apunté empecé a devorar los vídeos de formación y a manejar herramientas que, si bien conocía, no había usado en profundidad ni me las habían explicado como para poder manejarlas de una manera adecuada. De hecho, sobre todo en temas de SEO con los cursos de Luis Villanueva, me enganché bastante a los vídeos y me programé un horario diario para ir realizando los diferentes cursos.

wontalia

¿El resultado? Ahora sé muchísimo más y no he gastado ni un solo minuto en buscar esa información. Pagué mi cuota de 29 €, entré y ahora cuando tengo una duda directamente la busco allí porque se que me van a contestar o directamente ya habrá un vídeo con la respuesta. ¿Puedes aprender algunas cosas de las que enseñan en blogs? Sí, saltando entre 10 blogs, filtrando la basura que hay en algunos de ellos y con un tiempo de búsqueda curioso.

¿Estoy perdiendo 29 € al mes? No. Estoy ganando, porque gracias a varias de las cosas que he aprendido allí ahora tengo clientes que me pagan, en parte, por ese conocimiento que he sacado de Wontalia, además de que tengo más tiempo para hacer otras cosas.

De hecho, me gustó tanto Wontalia que me he hecho afiliado de ellos. No lo hago porque me vayan a pagar dinero porque te registres, sino porque es algo que recomiendo a cualquiera, de hecho ya se lo había recomendado a más de uno sin ser afiliado y tampoco me voy a hacer rico 🙂

Regalo final para Wontalia

Bueno, tras toda esta parrafada sobre el coste de oportunidad y contarte mi vida te mereces un regalo, ¿no? 😀 Pues como creo que el mejor regalo que te puedes hacer a ti mismo es formarte y aprovechar tu tiempo tal y como he hecho yo, te traigo un bonito descuento de un 20% para inscribirte en Wontalia.

Piensa que, por unos 23 €, vas a tener acceso a más de 200 vídeos de formación sobre todo lo que se te ocurra sobre marketing online. Puedo parecer un pesado, pero es que de verdad creo que el dinero que vale tan solo apuntarse y probarlo merece muchísimo la pena. Además no lo recomiendo solo yo, sino que podrás ver en otros blogs de bastante importancia que todos hablan bien de Wontalia.

Si quieres apuntarte, sigue el enlace que tienes abajo y en la zona para insertar el cupón escribe RECETASDEBRANDINGWONTALIA para conseguir el descuento:

Apúntarse a Wontalia con un 20% de descuento

Y por últimas, os dejo una pregunta… ¿creéis que he tomado la decisión correcta respecto al trabajo? ¿Qué hubierais hecho vosotros?

PD: si tenéis alguna duda sobre Wontalia, queréis que os cuente cómo funciona por dentro o algo también podéis dejarlo en los comentarios, ya sabéis que siempre estoy aquí para contestarlos 😀

20 comentarios en “El coste de oportunidad

  1. Me parece que has tomado una decisión acertada. Tienes claros los objetivos a seguir y si hubieses aceptado, hubieses retrasado la consecución de estos.

    Con que el tiempo es dinero no puedo estar más de acuerdo, y cada uno lo invierte como crea que es más conveniente. Es complicado darle un valor al tiempo. Teniendo en cuenta que por una hora de trabajo pagan entre 5 y 10 euros/hora de media…¿qué valor le darías a tu tiempo?

    Esta entrada me recuerda a una reflexión que fui a publicar en facebook sobre el coste de oportunidad y el valor del tiempo. A final me arrepentí. A la gente le interesa más otro tipo de cosas, totalmente absurdas, así que me ahorre las molestias.

    • El tiempo vale lo que uno quiere y la hora de trabajo vale lo que tú mismo ofreces. Es decir, si ofreces algo diferente, que poca gente ofrece y mucha gente quiere, lo lógico es cobrar más. Sin embargo, si eres uno más en un mar de peces que hacen lo mismo tendrás que cobrar menos.

      Por usar un ejemplo futbolístico, aunque a mucha gente le pese, señores como Cristiano Ronaldo o Messi cobran lo que cobran porque son diferentes. No solo cobran eso, sino que generan mucho más dinero del que ellos mismos perciben. En el ámbito del marketing digital y demás hay una cosa que aumenta tu coste por hora, incluso más allá de la calidad de tus productos: tu nombre. La marca personal vende y permite subir tus precios, si no eres “nadie” poca gente va a pagarte más de lo que establece el mínimo del mercado.

      La gente es así, mejor estar atentos a temas del fútbol o a ver quién sale en Gran Hermano VIP antes que ponerse a pensar las cosas que realmente importan. Es más fácil…

      Un saludo Pedro

  2. Eres un valiente y alguien a quien admirar,
    Todo el mundo se llena la boca hablando de la importancia de emprender y lo mal que está el trabajo pero cuando le ponen un trabajo delante muy pocos resisten la tentación de no cogerlo, tú ahora lo has hecho y has demostrado que predicas con tu ejemplo propio todo lo que tratas de transmitir con tu blog, como esa oportunidad te llegarán un montón (y mucho mejores), 😉

    Un abrazo tío

    • Que bonito, que me emociono y todo 😀

      Realmente es difícil y también depende de la situación. Si yo tuviera obligaciones me sacrificaría y haría las dos cosas, pero viendo que actualmente no tengo ninguna de gran tamaño creo que la lógica es invertir en mí mismo, en mi negocio y en lo que me gusta y aceptar ese trabajo hubiera sido, como bien dices, dar una patada a todo lo que suelo decir en el blog.

      Un abrazo!

  3. Desde luego como dice Dean eres todo un valiente. Yo, sin embargo, hubiera cogido el trabajo, hubiera dedicado menos tiempo al blog, y pasados esos 3 meses de trabajo hubiera retomado el blog con iguales o más fuerzas que antes.

    Cada uno tiene sus circunstancias pero tengo que decir que me parece muy bien lo que has hecho si así te sientes cómodo porque al fin y al cabo en la vida se trata de ser felices y estar a gusto con las decisiones que se toman y por la trayectoria que llevas estoy seguro de que nunca vas a arrepentirte de tu decisión 🙂

    Con respecto a Wontalia tiene toda la pinta de ser un pedazo de curso como no lo hay en ningún otro sitio. Mucho mejor que todas esas “escuelas” que te ofrecen unos grandes conocimientos a cambio de un bonito titulo y miles de euros. Precisamente hace poco he dejado escrito que mi primera inversión en conocimiento será en Wontalia. Esa es una de las pocas cosas que tengo claras a día de hoy 😉

    Un abrazo Javi!

    • Bueno, las decisiones son eso, decisiones. Quizás si el blog estuviera en una fase muy temprana, la primera o segunda semana en la que prácticamente no tenía resultados ni nada me hubiera pensado la oferta, pero ahora no.

      Espero no arrepentirme, de hecho no creo que actualmente 3.000 € cambien mi vida de una manera significativa. Como he escrito en el comentario a Dean, al no tener unas obligaciones como un casa, un coche, un hijo o cualquier tipo de cosas así no tengo por qué atarme a conseguir el dinero ahora ya.

      Wontalia está muy bien y sinceramente yo a muchos se lo he comentado diciéndoles “esto es mejor que gastarte esos 3.000 € que vas a perder en ese máster”. La teoría está bien y ayuda mucho a la parte estratégica, pero aprender de verdad cómo funciona el marketing digital, qué es lo que está teniendo éxito y cómo hacerlo a ese precio es como para pensárselo. De hecho, simplemente pagar 23 € y probarlo a ver si te gusta ya es una inversión mínima.

      Nos vemos dentro de Wontalia, un abrazo! 😉

  4. Me siento bastante identificado con lo que has explicado, y te puedo decir que intentar levantar dos proyectos al tiempo que trabajas 8 horas + 1 de desplazamiento es muy muy complicado, y más aún si el que debía ser el diseñador gráfico abandona el barco… Estuve medio año durmiendo 5 horas de media, hasta que dije basta y decidí apostar a lo grande por lo que realmente me gusta y quiero hacer, All in 😉

    Me parece una decisión muy acertada la que has tomado, y es que cuando te encuentras con una bifurcación en el camino debes elegir y a mi modo de ver has tomado el camino correcto.

    • Buenas Eduard!

      Pff sobre levantar proyectos tengo una mínima idea, ya que la startup que intento sacar a flote con unos compañeros da más dolores de cabeza por cosas como lo de tu diseñador gráfico que por otra cosa. Me alegra que tomaras esa decisión, de hecho se te ve que fue la correcta porque no creo que te arrepientas mucho de haber elegido este camino 🙂

      Muchas gracias por tu apoyo, desde luego todo lo que me habéis comentado refuerza mi idea de que era lo correcto, que si todos vosotros lo pensáis será por algo!

      Un saludo

  5. ¡Hola Javi! Por fin he puesto algo de orden en mi vida y empiezo a comentar en los blogs de los cracks a los que sigo.

    Si el dinero no te aprieta demasiado, creo que has hecho lo correcto. Aunque hoy en día es difícil pillar un buen trabajo estable y con futuro, para la mayoría de la gente sigue siendo más goloso apostar por trabajos precarios, temporales o mal pagados a apostar por sus propios proyectos.

    El beneficio potencial de formarte, ganar visibilidad y trabajar sin descanso tu marca personal es mucho mayor que el que te pueda aportar el trabajo que comentas.

    En mi caso, lo he vivido en mis propias carnes (ya te comenté por correo), dejar un trabajo estable y bien remunerado pero muy esclavizante para poder luchar por mi proyecto, que por cierto estoy estrenando hoy mismo.

    Por si sirve de inspiración a otros, en relación al coste de oportunidad, si estás harto de tu trabajo y tienes un proyecto en mente:
    – Si puedes aguantar un tiempo majo (pongamos 6-9 meses) sin ingresos, déjalo y dedícate a levantar tu “imperio”. Yo no me he arrepentido ni un segundo.
    – Si no dispones de ese capital, ve más despacio, ahorra y da el salto más adelante. Trabajar con la presión de necesitar dinero desde el primer día no es bueno.

    Un saludo,

    Ander

    • Hola Ander!

      ¿Yo soy un crack que sigues? Desde luego que me metas en ese grupo para mí ya es un honor, muchas gracias 🙂

      Claro, es justo lo que comentaba anteriormente en otras respuestas, si no hay necesidad de tener el dinero 3.000 € no cambian nada en mi vida. De hecho, aunque fuera un trabajo relativamente bien pagado para lo que se ve en el mercado, creo que como dices hay que tomar la decisión y apostar por ese proyecto si de verdad crees en él.

      Sobre el beneficio 100% de acuerdo, de hecho en ese trozo de texto resumes a la perfección los motivos de peso que he considerado para elegir este camino y no el otro. ¿No te estarás metiendo en mi cabeza no? 😀

      Sí, recuerdo que me lo comentaste hace unas semanas, y desde luego por lo que he visto es una temática de la que no hay tanta gente hablando y que llama mucho la atención. Además, el primer post es bastante completo y el blog tiene buen aspecto con ese Metro Pro de Genesis.

      Y finalmente esa reflexión sobre el capital es perfecta. Si hay dinero y puedes vivir para dedicarte a tu proyecto, arriesga y lucha con todas tus fuerzas, pero sino ve cogiéndolas y levanta el proyecto cuando de verdad no tengas el agua al cuello. Te tendré que traer algún día a contar tu experiencia, no lo dudes!

      Un saludo

  6. De un artículo que leí y tengo impreso para no olvidar mi camino: “A tu alrededor nadie entiende cómo puedes preferir arriesgarte, a tener una nómina “segura” a fin de mes, que te pases horas trabajando por gusto, que aunque algo no haya ido bien te queden ganas de probar cosas nuevas.”

    El coste de oportunidad lo practicamos cada segundo al decidir un camino en vez del otro, la idea es saber que queremos para ir por ello. Buen artículo Javi, esperando el próximo post 😀

    • Hola Gretel!

      Esa cita me la guardo, de hecho es algo de lo que hablé en su día en otro post sobre el apoyo al emprendedor. Somos bichos raros, pero poca gracia tiene ser uno más de la manada no? 🙂

      Desde luego, si es que simplemente con elegir un día si te gastas el dinero en el cine o en ir a cenar estás ante el dilema del coste de oportunidad. Eso sí, no vayamos a ponernos a usar la teoría para todo esto, que sino al final no hacemos nada y nos tiramos de los pelos cuando hagamos cualquier plan porque empezamos a pensar solo en lo que hemos perdido jaja

      Muchas gracias por comentar y pasarte, nos vemos en el próximo post! 😉

  7. Ah, el coste de oportunidad…

    He visto ya en incontables ocasiones donde la gente anuncia que va a montar un blog, que aparte del alojamiento y la plantilla de WordPress todo es gratis.

    Por mi experiencia, absolutamente nada de lo que hagas es gratis, en especial cuando intentas ganarte la vida por cuenta propia. Yo creo que una de las cosas más importantes que hay que comprender es que tu tiempo es un activo– un recurso más–, y como tal hay que administrarlo bien.

    Si inviertes (ojo, que no he dicho gastar sino invertir) horas en escribir un artículo, es importante tener claro que ese artículo ha de tener un propósito y una estrategia bien planteada. Si no, estás desperdiciando el tiempo que te toma, y que podrías haber empleado en algo más productivo.

    Me alegro que hayas rechazado esa oferta de trabajo. No se tú, pero yo creo que tu blog te puede dar mucho más de 1200€ al mes… en beneficios 😉

    Gran artículo Javi.

    • Desde luego, crear físicamente el blog puede ser muy barato contando la cantidad de hostings económicos y plantillas premium asequibles que hay, pero luego lo que realmente cuesta es el tiempo que hay que echarle a diario. Al final es lo que es, un trabajo.

      Lo de los objetivos es algo que a veces no se tiene muy claro y se puede ver en blogs donde te encuentras artículos “clon” de otros blogs para intentar replicar su éxito sin ni siquiera saber para qué los han hecho.

      Ojalá, ya cuando saque el reporte de enero creo que se podrá ver un poco reforzada la decisión, aunque lo importante es ver cómo funciona a largo plazo. Pero si un crack como tú me dice que el blog puede dar mucho más que eso, empiezo a comprarme el coche y la casa ya eh? 😀

      Un saludo y muchas gracias por pasarte Manuel!

  8. Hola Javi,

    Para mí, la clave está en que la oferta recibida es temporal, y el dinero podría valer para darte algún caprichito, pero no te “soluciona” nada.

    Ahora, sin otras responsabilidades económicas ni personales, PUEDES dedicarte al blog al 100%: es un filón aún sin explotar.

    Eso sí, llegará un día, dentro de menos tiempo del que te imaginas, en el que te ofrecerán un empleo (puede que no tan “bien pagado” como ese) pero a “largo plazo”, indefinido o con posibilidad real de llegar a serlo. ¿Qué harás entonces? Ahí yo sí creo que lo aceptaría, sólo por el hecho de adquirir experiencia laboral y enriquecer el currículo. Lo malo es que el blog pasaría irremediablemente a un segundo plano. Es mi opinión. 🙂

    En cuanto a Wontolia. Tiene buena pinta lo que cuentas. Interesante punto de vista y manera de contarlo. 😉

    Ánimo y sigue así, ¡¡¡eres un Crack!!! 😀

    • Hola Sr Kraken!

      Sinceramente, si ahora mismo me hubieran ofrecido el mismo empleo con un contrato de un año hubiera dicho lo mismo. Para mí, que como bien sabrás soy un hater total de los currículums, la experienca laboral, enriquecer el currículum y ese tipo de cosas son parte del pasado.

      ¿Para qué quiero experiencia laboral si yo mismo puedo generar mi propia experiencia? Al fin y al cabo, cada día que paso sentado delante del PC entre 8-12 horas últimamente es más experiencia de la que cualquier trabajo normalito podría darme hoy en día, o al menos eso pienso yo.

      No estoy en contra del trabajo por cuenta ajena y, de hecho, hay trabajos que aceptaría en un futuro. Pero solo aquellos en los que yo supiera que realmente me van a dar un valor que para mí sea equivalente al tiempo que yo echaría en mi propio negocio. Aun así, creo que ahora mismo pocas ofertas así podría recibir 😀

      Al final es eso, si no tengo “pesos” que llevar tengo la libertad de elegir.

      Wontalia es un buen sitio para arrancar con la formación en marketing online o mejorarla y quise encajarlo en este post porque me pareció que venía que ni pintado 😀 De hecho tengo pensado un vídeo-post con ese tema, que tendrá que esperar a que pueda respirar un poco y además consiga dejar de hacer el ridículo cada vez que intento grabar un vídeo jaja

      Un saludo Kraken y mil gracias por comentar, tú si que eres un crack!

  9. Creo que no sólo has tomado la dirección correcta sino que además has sido valiente al hacerlo. En estos tiempos que corren, donde un trabajo de 1000 parece una aguja en un pajar, que lo hayas hecho requiere coraje. Pero a la vista está que estás consiguiendo resultados, y el tiempo que le dediques a seguir creciendo y desarrollando tus proyectos, vale más que lo que puedas ganar en ese trabajo.
    Que buena pinta tiene lo de Wontalia! me sonaba el nombre pero no me había llegado a meter. ¿Podría estar unos meses y luego “salirme”? o tiene que ser por un año?
    Estoy un poco cansada de estar buscando por Internet sin “ton ni son” así que me vendría genial algo así. Es curioso pero me alegra mucho ver cómo estás avanzando… tu página es un ejemplo a seguir, lo estás haciendo genial ^^
    Un abrazo!

    • Gracias por tus palabras Irene! La verdad es que sí, al final es coger un folio poner a la derecha una cosa y a la izquierda otra y ver los pros y contras. Cuando yo lo hice, los pros de rechazar la oferta y seguir trabajando en mi propio camino eran demasiados 😀

      Sobre Wontalia claro, tú te puedes meter un mes por 23 € que creo que se queda con el descuento del 20% y probar. Luego, si no te gusta te puedes salir dándote de baja antes de 5 días del final del mes a partir del día que te registraste. Aun así, estoy seguro de que te vas a quedar un buen tiempo!

      Si tienes cualquier duda más sobre Wontalia, no dudes en mandarme un correo y te echo un cable.

      Un abrazo Irene!

  10. Waooo Javi!! Me imagino que muchos te habrán tildado de loco y hasta flojo 🙂 Pero para una persona como tú que esta tan enfocada en tus metas como SEO, Social Media, marketing de contenidos y sobre todo en Branding fue sin lugar a dudas la mejor decisión que habrías podido tomar. Este fue un gran paso adelante para cumplir tus metas y que de seguro veras sus frutos antes de que te lo imagines. La decisión que tomaste fue muy valiente y que de seguro fue la más acertada.
    Javi te deseo el mayor de los éxitos y que sigas progresando como lo vienes haciendo, es más que evidente que cada artículo que sacas se ve una progresión envidiable.

    Saludos desde Colombia Javi!!

    • Jaja, pues la verdad es que no tanto aunque alguno sí que me ha dicho “por qué no has hecho ambas cosas durante un tiempo, no seas vago” 😀

      Muchas gracias por tus palabras Luis, desde luego con todos los comentarios me estáis dando una alegría increíble y reforzando mi idea de que la decisión es la correcta, sois unos cracks! 😀

      Un saludo!

Deja un comentario

CommentLuv badge