La receta perfecta para conectar en Linkedin

Imagina que estás en un evento de networking (que bien suena esta palabra eh) en búsqueda de oportunidades de empleo, de financiación para tu startup tecnológica a la que le has puesto tanto cariño o simplemente para conocer gente del sector que trabajas y abrirte un poco las puertas hacia nuevos contactos.

De pronto, ves delante de ti a esa persona de la que has leído tanto en su blog, en el periódico o que has visto por la televisión varias veces y estás deseando conocer. Todo motivado, te acercas y le dices: Me gustaría añadirte a mi red profesional de amigos. Pepito Pérez.

Puede que te estés riendo y diciendo “nunca haría eso en mi vida”. Pero, zas, seguro que lo has hecho porque todos lo hemos hecho. No en la vida real, porque no estamos tan mal, pero seguro que te suena haberlo visto en un sitio: al conectar en Linkedin.

Cocina privada en Linkedin

¿Cuántas invitaciones para contactar en LinkedIn has mandado sin personalizar? ¿Cuántas has recibido? Como mínimo decenas de ellas. Yo mismo cuando empecé a usar Linkedin lo hacía, total lo que importa es tener muchos contactos así que mandamos invitaciones a mansalva y ya que me agregue el que sea… ¡naang! ¡Error!

El valor de cada contacto

Para empezar un contacto no vale lo mismo que otro, porque por mucho que queramos a nuestros amigos de toda la vida no nos van a aportar casi nada en esta red social. Bueno sí, falsas recomendaciones más trucadas que el coche de Toretto en A todo gas en la mayoría de los casos.

Por eso hay que dejar de pensar en lanzar invitaciones aleatorias a todo el que Linkedin nos ponga por delante y pensar un poco en qué hacemos con ellas. Si te dedicas a Social Media busca expertos del sector, blogueros, profesores de tu universidad relacionados con la temática y a personas que trabajen dentro de agencias de comunicación.

Una persona, un mensaje

Hay mundo más allá de darle al botón de Conectar directamente en la sección de Gente que podrías conocer. No hagas eso. Ve al perfil de la persona, haz clic allí en conectar y entonces personaliza el mensaje. Las diferencias son muy notables y quién sabe si un mensaje privado podría abrirte incluso una puerta laboral.

Recuerda la situación inicial que planteé y en vez de ese mensaje estándar, imagina que le entras a esa persona hablándole de lo mucho que te gusta su labor en su página web, que estás siguiendo sus consejos y que has conseguido resultados con ellos. Probablemente esa persona converse contigo, tenga una buena impresión y hasta te eche un cable si te hace falta.

Un toque especial y cercano

Ya sabes que tienes que enviar el mensaje a alguien de tu sector o que te interese por algún motivo especial, que esperemos que no sea ligar que para eso está Badoo. También que hay que personalizar el mensaje. ¿Estamos listos? No. Ahora hay que crear un mensaje que no sea vacío.

De nada sirve cambiar el mensaje personalizado por algo prácticamente similar para conectar en LinkedIn. Aporta valor y demuestra que de verdad te importa que esa persona te acepte en Linkedin. Por ejemplo, si quieres que un bloguero reconocido te agregue a su red porque eres fan de su blog díselo y coméntale lo mucho que te gustó la entrada tal o la entrada cuál. Sé sincero.

A las personas que escriben con asiduidad, trabajan y viven de sus blogs los comentarios positivos, aunque seguramente a muchos les abunden, les encantarán y seguramente recibas a cambio una invitación aceptada y hasta un mensaje privado con una respuesta.

icon-cutlery Receta final para conectar en Linkedin

  • 40 g de no spamear invitaciones al azar
  • Una cucharada de seleccionar contactos de tu sector
  • 20 g de invitaciones personalizadas evitando hacer clic directamente en Conectar
  • Dos vasos de un mensaje que demuestra por qué quieres agregar a esa persona

Si esta receta para los mensajes privados de Linkedin te parece útil, ya sabes, a compartir en redes sociales 😉

6 comentarios en “La receta perfecta para conectar en Linkedin

  1. El artículo es genial, la verdad es que nunca lo había visto de esta manera… Muy enriquecedor. Gracias por compartir estos truquitos ya demás hacerlo de una forma tan amena y entretenida 🙂

  2. Estaba buscando plantillas/mensajes para inspirarme al conectar con contactos de Linkedin. Google me ha dirigido a vosotros aunque no me habéis resuelto lo que buscaba, por lo menos me habéis dado un par de consejos para no cometer errores, gracias.

    Buena receta sencilla y con fundamento :).

  3. Hola Javi

    Tras las clases de hoy he estado mirando algunos posts para ir haciéndome una idea de que cosas hay que tener en cuenta, cuales añadir y cuales no y la estructura básica necesaria… Y me encuentro con esta sorpresa que habla de una red social con temas de receta de cocina… Se ve un cambio abismal entre tus primeros posts, estos, y los que has escrito con posterioridad… Pero es bueno que conserves todos ellos para poder ver la evolución y además ver el cariño del paso de los años… Enhorabuena profe!

    • ¡Hola Noelia!

      Jaja, este post es muuuuy antiguo 😀

      Aun así, me gusta ponerlo de vez en cuando porque deja clara la evolución de mi forma de escribir, negocio, estilo, diseño, apariencia…

      Todos tenemos que empezar por algo.

      Un abrazote

Deja un comentario

CommentLuv badge