email para conseguir clientes

El email perfecto para gobernarlos a todos y convertirlos en clientes

¿Sabes cómo conseguí a varios de mis primeros clientes?

No fue a través del blog.

No fue a través de redes sociales.

Tampoco fue a través de un evento, un contacto o Facebook Ads.

Fue a través del email.

El envío de emails a “puerta fría” está subestimado y sigue siendo la forma más rápida de conseguir esos primeros clientes que no te conocen de nada. Ni SEO, ni Facebook Ads ni otras historias: lo mejor para empezar es enviar emails a clientes potenciales.

Con una buena lista de correos, que puedes hacer rápido buscando en Google, te dedicas a enviar 5 emails al día y… voilà! Tarde o temprano tendrás a tu primer cliente.

Pero, en este caso, no vale con cualquier email.

Necesitas un email que sea rápido, genere una respuesta y entre en la bandeja de correo de tu posible cliente de una forma diferente a la que lo harían otros que envían este tipo de emails.

Necesitas un email… ¡para gobernarlos a todos!

 

En este post voy a darte 2 plantillas de emails que puedes utilizar para conseguir esos clientes a partir de mañana mismo. Y da igual si eres copywriter, diseñador gráfico o SEO, estos emails te van a servir para captar clientes de cualquier sector.

Vamos a verlos.

1. El email PAS

El primer email está basado en la fórmula PAS: problema – agitación – solución. Es mi fórmula preferida para los emails y puedes escribir cualquier cosa con ella, aunque para escribir páginas de ventas prefiero la PASTOR (problema – agitación – solución – testimonios – oferta – respuesta).

No la creé yo, el autor es Ray Edwards… aunque me viene bien que tenga mi apellido para posicionarme 😀

Volvamos a la fórmula PAS. Estoy seguro de que te suena, ya que es la que usan muchos marketers hoy en día y, sobre todo, la que usa cierto tipo de anuncios que llevas viendo toda la vida: los anuncios de la teletienda.

Un pequeño problema que se convierte en un gran problema y una solución final. Eso es lo que lleva haciendo la teletienda desde hace décadas y, por si no lo sabes, le ha funcionado bien.

 

En los primeros 10 segundos verás cómo este “amable” señor te presenta el problema (golpes y arañazos), la agitación (rozaduras, rayones y arañazos que nos cuestan muy caros) y la solución (Fix It).

¿Y cómo podemos aplicar esto a un email para captar clientes? Veámoslo.

Asunto: He visto un problema en tu web

¡Hola, Saruman!

Me llamo Javier Pastor, soy copywriter y te envío este email porque he visto un pequeño problema en tu web que, si yo lo tuviera en la mía, me encantaría que alguien me comunicara.

PROBLEMA

He analizado tu página de inicio y he descubierto que tienes 7 llamadas a la acción que llevan a diferentes lugares de la web. Además, ninguna de ellas está destacada por encima de las otras y no se diferencian mucho del resto de elementos (color distinto, tamaño más grande…).

AGITACIÓN

Este problema puede parecer una tontería, pero estoy seguro de que el tráfico que te llega a la página de inicio es el que peor te funciona de todos porque entra, no sabe qué hacer y vuelve a salir.

Si haces guest posts, apareces en algún post colaborativo o te mencionan en cualquier sitio, esto puede ser bastante negativo, ya que ese tráfico se va sin ni siquiera haber visto tu blog, tus servicios y tus productos.

SOLUCIÓN

Te recomendaría reducir el número de llamadas a la acción, destacar alguna por encima de otras y pensar un poco sobre el objetivo de tu página de inicio. Es una página difícil de escribir y, cuando trabajo con mis clientes, suele ser difícil definir ese objetivo. ¡Te entiendo!

De hecho, si quieres, podemos quedar durante unos 15-30 minutos y te explico cómo cambiar algunos detalles de tu página de inicio para convertir más. Solo tienes que contestar y fijamos un día y una hora.

De todas formas, esto es secundario. Simplemente quería comentártelo, echarte una mano y ayudarte a sacarle partido a ese tráfico.

¡Un abrazo!

Javi Pastor,

copywriter web en javipastor.com

274 palabras, menos de un minuto de lectura y un aporte de valor directo a través de un solo email.

La gracia de esta fórmula es que genera algo incómodo dentro de la mente de ese potencial cliente, ya que antes no sabía que tenía un problema y ahora sí, y que puede ver que ese problema le está destrozando otras de sus estrategias como los artículos de invitado o menciones en entrevistas.

En este caso, lo importante es convertir este email en una reunión y darlo todo para cerrar al cliente ahí 😉

2. La oferta irrechazable

Y ahora, ¿qué te parece si vamos con un email aún más agresivo?

Un email que ¡NO PUEDES PASAR! (me puede Gandalf jaja) por alto si llega a tu bandeja de correo.

Es perfecto para atacar a clientes de nivel medio-alto y lo aprendí de Roy Furr, un copywriter americano que consiguió a varios de sus primeros clientes con emails como este cuando no tenía fama, contactos ni experiencia demostrable.

Y sobre todo funciona si has hecho un contacto previo a través del propio email, redes sociales, un comentario en un blog o simplemente un apretón de manos y una conversación corta en un evento.

Asunto: NOMBRE, te reto a un duelo

NOMBRE,

Tengo que admitir que estoy decepcionado… conmigo mismo.

Llevo mucho tiempo siguiéndote y queriendo trabajar contigo, pero hasta hoy nunca me he atrevido a enviarte un email con una propuesta.

(OPCIONAL)

De hecho, a pesar de que te lo comenté en… (Twitter, Facebook, tu blog, un evento…), no he terminado de dar el paso… hasta hoy.

(OPCIONAL)

Quiero hacerte una propuesta que, como diría El Padrino, no vas a poder rechazar.

Sé que recibes propuestas de gente desconocida todos los días, pero dame 60 segundos y verás que esto no tiene nada que ver con lo que has visto hasta ahora.

Mucha de esa gente te ofrece servicios o productos sin ni tan siquiera conocerte, haber examinado tu web o simplemente haberse parado a ver quién eres.

Yo sí lo he hecho.

Y por eso sé que tu servicio principal es Diseño de webs para hobbits y que, como has comentado en algún artículo, tus ingresos dependen en gran parte de él.

Por este motivo, quiero retarte a un duelo.

Estoy dispuesto a construir una nueva página de ventas de tu servicio para que hagas una prueba y veas, por ti mismo, cuál de las 2 funciona mejor.

Yo haré la investigación, escribiré la página de ventas y te la enviaré para que la revises. Si no te gusta, puedes decirme “Javi, esto es una basura” y enviar el archivo directamente a la papelera de reciclaje.

Pero si piensas que mi página de ventas podría funcionar mejor que la tuya, te reto a que la pruebes. Y si mi página de ventas da menos resultados que la que tienes actualmente, la borras y me dices “Javi, soy mejor copywriter que tú”.

La realidad es que solo te arriesgas a una cosa aceptando esta propuesta…

Te arriesgas a que mi página de ventas funcione mejor, consigas más clientes y tengas que pagarme por mi trabajo. Porque si pruebas la página y no te gusta o la pruebas y funciona peor que la tuya, no quiero que me pagues ni un solo euro.

Incluso si mi página de ventas funciona casi igual que la tuya, te ayuda a mejorar lo que tienes y te da nuevas ideas, tampoco quiero que me pagues nada.

Solo quiero que me pagues si pruebas la página, funciona mejor que la tuya y te da más beneficios.

Te estoy ofreciendo arriesgar mi tiempo y energía para mejorar tus ventas, mientras que tú no arriesgas nada más allá de conseguir más ventas de tu servicio.

Suena bien, ¿no?

A estas alturas, te estarás preguntando qué ocurre si mi página de ventas funciona mejor que la tuya. Como comprenderás, si consigues mejores resultados, espero cobrar por un buen trabajo.

Basándome en el precio de tu servicio y teniendo en cuenta que es un servicio y que el beneficio real será de un 30%, te propongo cobrar X (el precio del beneficio x3-5).

Recuperarás la inversión con tan solo vender X servicios, algo que conseguirás mucho más rápido con esta nueva página de ventas. A partir de ahí todo será para ti.

Si aceptas este trato, por favor dímelo lo antes posible para:

1. Recibir toda la información necesaria para escribir tu página

Envíame toda la información, testimonios y datos interesantes sobre el servicio y me pondré a investigar y escribir enseguida.

2. Enviarte tu nueva página de ventas lo antes posible

Te enviaré tu página de ventas escrita y preparada para ser maquetada en menos de 14 días. Una vez enviada, te pediría que me respondieras qué te parece y qué vas a hacer con ella en un plazo de unos 7 días.

3. Probar, si crees que es interesante, la nueva página

Probarás esta nueva página durante 30 días. En cuanto finalicen esos 30 días, te pediré que me comentes cuáles han sido los resultados y qué cambios ha habido con respecto a la anterior versión de tu página.

4. Tomar una decisión en función de los resultados

Si, tras probar la nueva página, los resultados son iguales o peores… habré fracasado y no tendrás que pagarme absolutamente nada.

Pero si mi página de ventas funciona mejor, tendrás que pagarme X (cifra de arriba) a cambio de duplicar o triplicar tu número de clientes.

Ahora, si estás interesado, solo tienes que contestar a este email y decirme “Javi… ¡empecemos ya!”.

Espero que empecemos a trabajar juntos pronto.

Un abrazo,

Javi Pastor

P.D. Una página de ventas podría costarte entre 200 y 1.000 euros, dependiendo de si contratas a un novato o a alguien con mucha experiencia, marca y reputación.

Y, contrates a quien contrates, nunca te dará esta garantía de resultados. La única forma de trabajar sin riesgo con un copywriter y pagar solo si consigues resultados… es esta.

¿Qué pierdes por probar? Si no te gusta, solo tienes que decirme que no. Y si te gusta, funciona y vendes más… ambos ganamos 🙂

¿Diferente, verdad?

Son más de 800 palabras y, como puedes comprobar, es casi una pequeña página de ventas enviada a través de un email.

Necesitas investigar bastante sobre el cliente para intentar apuntar a una sola página y hacerlo sabiendo que apuntas al objetivo correcto. De hecho, este modelo te puede servir para trabajar a cambio de otros tratos que pueden ser hasta más interesantes.

Por ejemplo, imaginemos que se lo envías al blog más conocido de un sector concreto y que tu página funciona mejor, le da más clientes y los dos acabáis contentos. ¿Por qué no pedirle que te deje escribir un antes y después explicando todos los cambios en su blog?

Eso te posicionará como copywriter y, en vez de generar un solo cliente, te dará muchos más a través del alcance de ese post.

Y ahora… ¡corred, insensatos! ¡A por esos clientes!

Lo importante de este post es que quiero que entiendas que para conseguir clientes no necesitas una superweb, un blog con 25 artículos ni gastar 1.000 euros en Facebook Ads.

Solo necesitas:

  1. Tener los conocimientos suficientes sobre copywriting para mejorar la página o web de un potencial cliente.
  2. Crear una lista de clientes potenciales del sector en el que te quieras especializar.
  3. Enviar, al menos, un email al día.

¿Has probado esta estrategia antes? ¿Vas a hacerlo ahora? Déjame un comentario y dime cómo te fue o, si me haces caso, cómo te ha ido usando alguna de estas plantillas.

Ahora ya no tienes excusas: ¡a por esos clientes! ¡Corred, insensatos! 🙂

P.D. Las plantillas son guías que debes utilizar para crear tu propio email. No las copies tal cual cambiando 4 palabras, por favor… ¡que eres copywriter!

¿Te gusta?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter
Share on linkedin
Share on Linkdin
Share on pinterest
Share on Pinterest

42 comentarios

  • Alejandra Fernández
    31 mayo 2018

    A partir de hoy mismo este post es mi favorito de entre todos en tu blog, solo por esa barba de Gandalf. ¡No tiene precio este vídeo!

    Muchas gracias Javi, como siempre, por ser tan generoso con tus conocimientos y tu experiencia. Me has convencido de que con mails puedo empezar alegremente mi andadura hasta el Monte del Destino del Copywriting, a pesar de mis piernitas de hobbit.

    Un beso,
    Ale

    • 31 mayo 2018

      Jajaja, ¡el disfraz hace mucho! 😀

      Pues dale caña, que para derrotar al Síndrome del Impostosauron hay que mandar muchos emails.

      Un abrazote

  • 31 mayo 2018

    Hola Javi!
    Si bien nosotros no somos copywriters creemos que el aporte de valor que das en este artículo puede ayudar a todos a enfocar sus ventas mejor e incluso a mejorar la forma en la que se comunican día a día con sus potenciales clientes. Lo único, que no a todos les salen tan bien las palabras y si bien es un tema de aprendizaje muchas veces puede parecer forzado. ¡Felicidades por el artículo!

    • 1 junio 2018

      ¡Hola, Gabriela!

      Claro, ¡lo puede usar cualquiera que quiera vender un servicio online! El copywriting solo es un ejemplo 🙂

      Un abrazo y mil gracias por el comentario.

  • Rodrigo
    31 mayo 2018

    ¿El envío de estos mails no inclumple la ley de protección de datos?

    • 31 mayo 2018

      ¡Buenas, Rodrigo!

      Si yo tengo un formulario con una página de contacto y tú me envías un email, no incumples nada. Esto es similar 🙂

      ¡Un abrazo!

  • 31 mayo 2018

    Buenísimo Javi! Llevaba tiempo siguiéndote de reojo y este post me ha acabado de convencer que tengo que estar pendiente de todo lo que ofreces que ya veo que es mucho, bueno y variado… Un saludo y gracias por aportar tanto valor

    • 1 junio 2018

      ¡Hola, José Vicente!

      Me alegra haberte convencido de que tienes que seguirme de cerca. Por aquí estaremos aportando valor 😀

      Un abrazote y muchas gracias.

  • 31 mayo 2018

    Gracias por la info, Javi. Muy útil como siempre.

    Pregunta: ¿sería conveniente añadir una pequeña imagen (captura de pantalla) del problema que he detectado?

    Primero, para dar respiro al texto del correo; segundo, para que el receptor del correo se convenza de que sí he mirado su web y me he tomado el tiempo en analizarla; tercero, para que sepa con seguridad de qué estoy hablando.

    Saludos ?

    • 1 junio 2018

      ¡Hola, Thania!

      Puede servir, aunque hay que tener cuidado con las imágenes porque a veces mandan el email al Spam. Si puedes adjuntarla por Dropbox o Drive, mucho mejor.

      Un abrazo

  • Adrián
    31 mayo 2018

    ¡Hola, Javi!

    Genial el artículo. Con esto te camelas hasta al Balrog seguro 😉

    Ahora bien, la pregunta ineludible: ¿Qué pasa en el segundo caso si les envías la página de muestra, la implementan, les va bien, y a la hora de pagar deja de responder a tus email y básicamente “pasa de ti”? ¿Qué haces si te topas con alguien que parecía fiable y resulta ser tan poco profesional?

    • 1 junio 2018

      ¡Hola, Adrián!

      Jaja, el Balrog en este caso puede ser el cliente 😀

      Eso puede ocurrir, pero cuando lo haces con un cliente Top (es la idea para ese tipo de email), no suele pasar. De todas formas, eso te puede pasar hasta con un cliente normal que consigas con una metodología típica, por lo que al final hay poco que hacer.

      En todo caso, puedes cubrirte con un pequeño contrato donde se firmen las bases de esa colaboración 🙂

      Un abrazo

  • 1 junio 2018

    ¡Increíble Javi!
    Me ha encantado este post . Llevas toda la razón y las plantillas están genial.
    Te haré caso y saldré a por esos clientes, con estos mails nada puede fallar.
    Mil gracias

    • 1 junio 2018

      ¡Gracias, Almudena!

      Venga, a enviarlos y a conseguir esos clientes 😉

      Un abrazote

  • Jahiel Domínguez
    7 junio 2018

    El primer método (el del PAS) lo probé desde que lo vi en tus videos gratuitos del grupo de Adopta un Copy y la verdad es que funcionó. Ahora mismo estoy por empezar a escribir el sitio web de una agencia inmobiliaria y el de un instituto de psicología. Y estoy por mandar un correo a un grupo musical.

    El segundo método ya está más temerario, me gustaría intentarlo pero aún no me siento lo suficientemente confiado de mi trabajo para ofrecer algo así (¡maldito síndrome del impostor!).

    De todas maneras, muchas gracias, todos tus consejos han sido de mucha ayuda y estoy ahorrando como loco para pagarme tu curso; porque abrirás más plazas a tu curso antes de que acabe el año, ¿verdad?, ¡¿verdad?!

    Saludos desde México.

    • 8 junio 2018

      ¡Hola, Jahiel!

      Enhorabuena por esos resultados. Si es que haciendo esto, sin web ni nada, se puede avanzar mucho más rápido y activar el negocio.

      El segundo método es para alcanzar otro tipo de clientes de nivel alto que sigues de hace tiempo. Ahí es donde entra en juego tu conocimiento de este cliente y tu capacidad para mejorar lo que tiene.

      Claro, ¡abrimos en nada! De hecho, esta semana que viene debería llegarte un email 😉

      Un abrazo

  • Pablo Barrera
    8 junio 2018

    Va directo a los favoritos de mi navegador, ¡Simplemente brillante!

    Gracias por deleitarnos con tus letras y experiencias, serán bien recibidas, “no debe subestimarse lo que es gratis”, ni tampoco “el poder de un comentario”, espero seguir aprendiendo de ti y llevar las letras a lo más alto…

    • 9 junio 2018

      ¡Gracias, Pablo!

      Ojalá las letras nos lleven a todos a lo más alto 😀

      Un abrazo

  • Romina Paola
    27 junio 2018

    Este post del sistema de copywriting es de los mejores que hayas publicado Javi!
    Y quiero decirte que ya no creo en tu nula creatividad.. a las pruebas me remito!

    ¡El recurso de Gandalf fue excelente!

    Este curso me está brindando herramientas imprescindibles, como coach ontológico me permite ser mas clara en aquello que quiero transmitir, me encanta escribir reflexiones sobre inteligencia emocional, recursos de PNL, técnicas de comunicación efectiva , entre otros.

    Declaro que en breve… quiero ser Copywriter! me inspiraste muchísimo y te felicito por este espacio que creaste! ¡Es Fabuloso!

    Un Abrazo desde Argentina!

    • 29 junio 2018

      ¡Hola, Romina!

      Jaja, tenemos mucha creatividad para hacer tonterías, eso está asegurado 😀

      Si quieres ser copy, te espero dentro de Adopta un copywriter muy pronto.

      Un abrazote

  • 30 julio 2018

    Hola Javi !

    Me haces acordar cuando de niños, disfrazados nos enseñaban los cuentos y las reflexiones que sacábamos.
    Vamos por más!
    Genial lo tuyo.

    • 30 julio 2018

      ¡Hola, Daniel!

      Jaja, pues algo así intentamos conseguir 🙂

      Un abrazo

  • 8 agosto 2018

    Saludos, Javi. Te escribe Germán Demey, desde Carcas, Venezuela.
    En primer lugar quiero darte las gracias por tan fabulosos aportes, sobre todos para aquellos que como yo tenemos las ganas de darle a esto de Copywriter pero estamos en cero. De verdad, gracias, gracias, gracias.

    También quiero felicitarte por tu “falta de creatividad” puesta de manifiesto para engancharnos en el tema. Es excelente. Soy un cincuentón y me imagino vestido de El Zorro (teleserie de moda en los años 70) haciendo un vídeo así y me parto de la risa.

    Ahora al tema. Me gustaría que me ayudaras con algunas dudas, por favor:
    1. ¿Qué sabes acerca del copywriting acá en Venezuela?
    2. Estamos en medio de usa situación país muy crítica (sin tocar temas políticos) en medio de una economía contraída en la que que el “hágalo usted mismo” está cada vez más de moda, muchos ni siquiera saben que existen los copywriters y deciden escribir sus propios textos. ¿Cómo ofrecer nuestros servicios en este ambiente?
    3. ¿Cómo competir en mercados internacionales? Por ejemplo, España, México, Ecuador, etc.

    Hay un montón de preguntas más pero las dejo para otra ocasión.

    De antemano, mil gracias, Javi.

    Saludos
    Germán Demey

    • 24 diciembre 2018

      Hola, German:

      No conozco bien el caso de Venezuela, pero sí conozco la experiencia de Argentina, donde una de nuestras alumnas ha conseguido difundir el copy y abrir mercado allí. También hemos tenido alumnos de otros países como Colombia y Costa Rica, y trabajan con clientes locales internacionales.

      Si tu copy es bueno, puedes competir en cualquier mercado hispanohablante sin problema.

  • Antonio
    2 diciembre 2018

    Es legal enviar estos emails a direcciones de correo recogidas en webs de empresas, si no es asi, como podria hacerlo.

    • 24 diciembre 2018

      Si una empresa tiene un formulario de contacto en su web, y tú le escribes, no es ilegal.

  • Berto
    1 marzo 2019

    Articulazo, Javi. Tanto el contenido como la forma de expresarlo. Estoy entrando en este mundo del copy y tus contenidos son una maravilla para hacerlo de la manera adecuada.

    Una duda, ¿cómo haces/hacías la selección de personas/empresas a las que enviar los correos? ¿Tienes algo publicado al respecto que pueda servir de guía?

    Un saludo.

    • 3 marzo 2019

      Todavía no he publicado nada sobre eso, pero me lo anoto como idea.

      Creo que lo primero es saber con qué tipo de empresas quieres trabajar tú. Después, dentro de esas buscar las que tenga errores en su web muy evidentes, para que el cliente pueda verlo a la primera (solo con un email) y para que se puedan solucionar fácilmente. Es más difícil demostrar que puedes optimizar una web que ya está bien hecha.

      ¡Suerte en tu incursión en el mundo del copy!

  • JOSÉ LUIS ROMÁN FERNÁNDEZ
    8 marzo 2019

    Hola Javi Pastor
    En el vídeo dices que no es necesario tener un blog, pero al final de la carta -del primer ejemplo- recomiendas poner un sitio web. No sé mucho de estas cosas, a lo mejor estoy confundido, pero si me lo aclaras estaré muy agradecido.
    Saludos

    • 11 marzo 2019

      Hola, José Luis.

      Si tienes una web, deberías ponerla. Pero si todavía no la tienes, no pasa nada. Puedes mandar el email igualmente.

      También te puede servir poner el enlace a tu perfil de LinkedIn en vez de la web.

  • Alicia Aguilar
    8 marzo 2019

    Hola Javi, he estado en las dos clases y me parecieron geniales, aunque digas que no, es evidente que sabes vender.
    Estoy muy entusiasmada con el tema pero temo no saber hacerlo, se que son mis inseguridades de sesentona que dejó las oficinas y las empresas hace bastante tiempo pero justo es eso lo que quiero vencer.
    Pregunta: tus ejemplos son generalmente sobre páginas web pero por ejemplo: se puede usar este sistema sobre folletería que aquí se utiliza mucho?
    Gracias Javi, nos vemos el domingo para ver que me salió en el email

    • 11 marzo 2019

      Hola, Alicia.

      El copy se puede usar en cualquier soporte, da igual si es digital o en papel. Antes de que naciera Internet, el copywriting ya se usaba mucho. El origen de las páginas de venta actuales está en las cartas de venta que se mandaban por correo postal en Estados Unidos, donde la venta por correo es muy común.

      ¡Nos vemos en la próxima clase!

  • 9 marzo 2019

    Después de leer… “Y ahora… ¡corred, insensatos!”

    ¡Se me aguaron los ojos de la emoción de esa escena! 😢

    Me vi tomando el anillo y corriendo a por los clientes!!!

    Cool, divertido, contenido de calidad, aportas mucho valor y al grano, ¿podemos pedirte más?

    Un abrazo desde Bucaramanga, Colombia!

    • 11 marzo 2019

      ¡Corre a por los clientes! Están ahí fuera esperando 😀

      Un abrazo para ti también, Jesús.

  • 15 marzo 2019

    Hola Gandaf…, digo.., Javi.
    Genial post. Solo una pregunta, ¿usarías el primer método para contactar con empresas con negocios “ofline” locales pero con web (una academia de inglés, por ejemplo)?
    Veo que el enfoque que das es sobre todo para webs de venta on line, blog monetizados, etc..

    Saludos

    • 11 septiembre 2019

      Hola Jesús,

      ¡Por supuesto! Aplica para todo tipo de negocios. La clave es que haya correo al que enviar el mail y que lo lea la persona adecuada 🙂

  • 8 septiembre 2019

    La verdad me declaro tu fan y seguidora desde hoy.
    A veces no es necesaria la creatividad, para algunas cosas, como bien señalas, pero para lo que vos haces se necesita carisma, conocimiento y sobre todo generosidad.
    Si, tienes un producto que vender, pero yo que no tengo la plata para comprarlo, aprendo de igual manera.
    Y solo por eso tienes mi gratitud 😘

    • 11 septiembre 2019

      Me emocionan estos comentarios, Celia. ¡Muchísisisisimas gracias! Gracias por tomarte la molestia de escribirlo. ¡Un fuerte abrazo!

  • estef
    7 octubre 2019

    Gracias por el post, muy interesante! Pero tengo una duda.. entiendo que esto lo envías directamente desde el mail verdad? No usas ninguna plataforma tipo mailchimp por ejemplo?

    Yo llevo más de 200 mails y sin respuesta.. está claro que algo estoy haciendo mal jaja. He probado diferentes asuntos ‘llamativos’ en el mensaje, pero nada… he enviado mails personalizados, más genéricos y ‘ná de ná’! ¿Algún consejo? A parte de seguir intentándolo… jajaja

    • 15 octubre 2019

      Claro, esto va directo desde tu email, sin plataforma. Hay que personalizar los emails, esto que dejo son solo las plantillas.

      Si con 200 no tienes ninguna respuesta, intenta ver por qué puede estar pasando: ¿asuntos poco atractivos? ¿No das con la tecla para conectar con tu cliente ideal a la hora de personalizar los emails? No generalices; cuanto más personalizados, mejor que mejor.

      Probar, experimentar, retocar, volver a probar… ¡Y mucha paciencia!

  • 9 enero 2020

    Joder Javi, eres un p… crack! Que ganas tengo de tener cash para hacer el curso de Copy contigo y tu equipo. Enhorabuena por el trabajo, unos consejos muy útiles. Nos vemos en el curso antes de que acabe el año!
    Un abrazo enorme!

    • 9 enero 2020

      ¡Gracias, David! Va, que este año lanzamos tres veces. Espero verte en una de ellas dentro. Si quieres que te ayudemos con los pagos, escríbenos y lo apañamos 🙂

      ¡Un abrazo!